<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378718552975786&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Tu camino al éxito

Comparte este artículo:

Los cambios que el COVID-19 ha traído a todos los habitantes del mundo, sin duda han hecho que nuestras costumbres y modos de vivir se deban adaptar a la situación. Nuestros vínculos afectivos, nuestras formas de comunicarnos, de divertirnos y hasta de convivir se han visto afectadas. Y la forma en que nos mantenemos en forma también.

La cuarentena obligatoria ha hecho que se vea restringida la posibilidad de asistir a un gimnasio o de salir a entrenar al aire libre. Muchas personas han optado por entrenar desde sus casas. Si tu quieres empezar a hacer esto y no sabes cómo hacerlo, aquí tenemos 10 tips ideales para que comiences con todo. ¡Prepárate, es hora de ejercitarte!

 

Ver planes de mantenimiento

 

1- Entrena de acuerdo a tu nivel físico y haz ejercicios que disfrutes

 

Si nunca has entrenado, incluso antes de la cuarentena, lo peor que puedes hacer es empezar con una intensidad alta. Esto puede generarte lesiones y complicaciones. Así que si eres un principiante, puedes buscarte una rutina de adecuación por internet y comenzar desde allí. Por otra parte, si ya tienes experiencia será cuestión de que no pierdas lo que has ganado antes de la cuarentena, y puedas mantener ese nivel.

 

Para no aburrirte, te aconsejamos que hagas los ejercicios que más te gusten. Si amas hacer Zumba o Crossfit, pues este es tu momento para hacerlo.

 

De nada sirve creer que tienes que hacer algo por obligación. Si odias hacer flexiones de brazo por ejemplo y te obligas a hacerlas, vas a hacer solo unas y luego frenarás. De esta forma no lograrás conseguir nada. Haz lo que te agrade de verdad y sé constante.

 

 

 

2- Aprovecha internet y las redes sociales

 

Internet es tu mejor aliado en estos momentos. Existen miles de planes de entrenamientos gratuitos en YouTube, Facebook e Instagram. Invierte tu tiempo en buscarlos y escoger el más adecuado para tí.

 

Además, hay muchísimos videos y clases en vivo a las que puedes apuntarte para ir siguiendo desde tu computadora o celular.

 

 

3- Determina un horario y una rutina

 

Ya tienes un buen caudal de información a tu disposición. Una vez que hayas encontrado los ejercicios que te gustan o sigas cuentas donde haya clases en vivo, será cuestión de que te organices y apuntes todo en una agenda.

 

Aquí dispondrás si serán dos o tres días a la semana dedicados a hacer ejercicio y cuanto tiempo. Si media hora, una hora o una hora y media. O cuál es el mejor momento del día para hacerlo. Tú lo decides.

 

Lo importante es que tengas constancia y vayas registrando tus avances. De esta forma tendrás constancia de tus propias marcas y mejoras.

 

4- Consigue un sitio con espacio en tu casa y dispone de materiales

 

Lo próximo para hacer es encontrar un sitio de tu casa en el que tengas espacio y libertad para moverte. No es necesario que sea un lugar súper grande. Pero debes tratar de no estar chocando contra todo mientras entrenas.

 

Debes poder estirarte y moverte cómodamente. También es recomendable que ese rincón de la casa cuente con buena iluminación y ventilación.

 

 

Si cuentas con pesas, mancuernas o colchonetas, ya tienes todo lo necesario para entrenar en tu casa. Pero si no dispones de esto, no te preocupes. Existen muchas cosas que puedes conseguir fácilmente en el hogar que te sirvan.

 

Por ejemplo, puedes emplear desde botellas, mochilas, botellones de agua para ejercicios de fuerza o sillas y toallas para ejercicios de elasticidad. ¡Sé creativo!

 

 

Resulta casi imposible entrenar sin tener buena música de fondo. Y mucho mejor si lo que está sonando te inspira a dar lo mejor de ti.

 

Existen muchísimas listas de reproducción para ejercitarte en Spotify y en YouTube. Tener buena música también te ayudará a mantener un ritmo en los ejercicios.

 

 

7- Préstale atención a tu cuerpo y no descuides tu alimentación e hidratación

 

Debes saber cuando parar. Escucha a tu cuerpo. Si sientes alguna dolencia o molestia fuera de lo común, será mejor que te detengas para no lesionarte.

 

Los primeros días debes tomártelo con calma. El aumento de intensidad y de fuerza debe ser paulatino.

 

Algo de suma importancia que no debes descuidar es tu alimentación y mantenerte constantemente hidratado. De nada sirve que te mates haciendo ejercicio si comes mal o si no tienes la energía suficiente para entrenar. Es importante tener una dieta equilibrada con proteínas, minerales y vitaminas. Toma mucha agua y evita las gaseosas para obtener mejores resultados.

 

8- Ponte metas y supéralas

 

Todo lo que hagas debe tener un motivo y un objetivo de fondo. Si no lo tienes aún, anótalo y déjalo en algún lugar visible para que siempre lo tengas en cuenta y no te lo olvides.

 

Debes ponerte metas. Algo alcanzable para ti. Obtendrás una gran satisfacción cuando las hayas alcanzado. Y mejor aún, cuando hayas pasado esas primeras metas deberás intentar superarlas y alcanzar otras. Tú puedes hacerlo.

 

 

Ya sabes todo lo necesario para entrenar desde la comodidad de tu casa. No tienes excusas. Es momento de hacerlo. La actividad física es sinónimo de salud. Y en los momentos que estamos viviendo, la salud es algo muy valioso. Asi que cuídate y cuida a los demás.

 

New call-to-action

 

DONGFENG - TU CAMINO AL ÉXITO

Conoce todo sobre cómo adquirir vehículos exonerados de Dongfeng

Conoce todo sobre cómo adquirir vehículos exonerados de Dongfeng

Ver nota
Conoce los tipos de luces que trae tu auto y aprende cuándo utilizarlas

Conoce los tipos de luces que trae tu auto y aprende cuándo utilizarlas

Ver nota
Las 5 claves para frenar tu vehículo correctamente y de manera segura

Las 5 claves para frenar tu vehículo correctamente y de manera segura

Ver nota

Etiquetas: consejos

Subscríbete!